El 34% de los conductores españoles admiten estar distraídos mientras conducen

En vísperas de los primeros trayectos largos de la operación salida de vacaciones, la Fundación VINCI Autoroutes, entidad que promueve los hábitos de conducción responsable, publica los resultados del barómetro europeo de la conducción responsable 2020. Realizado por IPSOS, el estudio cuenta con una muestra de 12.400 personas de 11 países europeos, y pone de manifiesto la situación actual en cuanto a las conductas y mentalidades de los europeos al volante. Además, permite hacer un seguimiento de la evolución de los comportamientos de riesgo y de las buenas prácticas para contribuir a orientar lo mejor posible los mensajes de prevención en cada país.

Resumen de las principales conclusiones

Estados de mayor nerviosismo al volante, que provocan conductas incívicas en la carretera

  • 16 % de los conductores europeos admiten que se ‘convierten en otra persona’ cuando están al volante y creen que se vuelven más nerviosos, impulsivos o agresivos / 15 % de los conductores españoles.
  • 55 % de los conductores europeos reconocen que a veces insultan a otros conductores / 58 % de los conductores españoles.
  • 33 % se pegan deliberadamente al vehículo de los conductores que les irritan / 33 % de los conductores españoles (+3).
  • 84 % de los conductores europeos confiesan que alguna vez han sentido miedo ante el comportamiento agresivo de otro conductor / y hasta el 89 % de los conductores españoles.

Somnolencia y distracciones: prácticas peligrosas, especialmente durante los trayectos largos y con mucho tráfico

  • 35 % de los conductores europeos dicen que les ponen muy nerviosos los trayectos largos con mucho tráfico / 41 % de los conductores españoles.
  • El 34 % conducen aunque estén muy cansados / 26 % de los conductores españoles (+2).
  • El 78 % admiten que a veces apartan la mirada de la carretera durante más de 2 segundos / 73 % de los conductores españoles.
  • 50 % habla por teléfono mientras conduce utilizando un sistema Bluetooth, cuando en realidad altera tanto la atención como los demás medios de conversación1 / 45 % de los conductores españoles.
  • 13 % han sufrido o han estado a punto de sufrir alguna vez un accidente por adormecerse o dormirse al volante (ídem entre los españoles) y 11 % por utilizar el teléfono al volante (ídem entre los españoles).

Seguridad de los trabajadores en las autopistas: incumplir las normas de seguridad puede tener consecuencias dramáticas

  • 61 % de los conductores europeos no respetan la distancia de seguridad / 55 % de los conductores españoles (-2).
  • Sin embargo, 51 % de los conductores europeos consideran que el incumplimiento de la distancia de seguridad es una de las principales causas de los accidentes que afectan al personal de intervención presente en las autopistas / 59 % de los conductores españoles.

“La tendencia de los conductores a estar distraídos cuando conducen hace que olviden las implicaciones colectivas del hecho de conducir y, por consiguiente, incluso las consecuencias de su comportamiento para los demás.

En vísperas de la operación salida de vacaciones, el estrés que generan los trayectos largos con mucho tráfico –más aún en el contexto de la crisis sanitaria, que genera ansiedad de por sí– debe llevarnos a todos a conducir de forma responsable y sosegada para contribuir a la seguridad y serenidad de todos en la carretera”.

Bernadette Moreau, delegada general de la Fundación VINCI Autoroutes por una conducción responsable

Resultados detallados

Estados de mayor nerviosismo al volante, que provocan conductas incívicas en la carretera

  • Conductores centrados en sí mismos y más agresivos cuando conducen

Al preguntarles por primera vez por su estado de ánimo cuando están al volante, algunos conductores toman conciencia de que conducir influye negativamente en su comportamiento. Así, 16 % de los conductores europeos admiten que se convierten en otra persona cuando están al volante y creen que se vuelven más nerviosos, impulsivos o agresivos que en su vida cotidiana / 15 % de los conductores españoles.

Parece que, además, el hecho de conducir genera cierta distancia respecto al otro y al entorno, puesto que 19 % de los conductores europeos dicen estar distraídos cuando conducen y prestar menos atención a los demás / 34 % de los conductores españoles.

14 % de los conductores europeos llegan a decir incluso que, en la carretera, «cada cual va a lo suyo» / 6 % de los conductores españoles…

  • Autosatisfacción paradójicamente generalizada entre los conductores, que al mismo tiempo admiten muchas conductas incívicas

La inmensa mayoría de los europeos es muy indulgente con su propia forma de conducir, pero mucho menos cuando se trata de la de los demás. Así, 97 % de los conductores citan al menos un adjetivo positivo para describirse al volante (97 % también en España) mientras que 83 % (76 % en España ; +3 puntos) citan al menos un adjetivo negativo para describir la conducta de los demás. Los conductores se consideran ante todo atentos (76 % de los europeos; 73 % de los españoles), tranquilos (59 % de los europeos; 68 % de los españoles) y educados (28 % de los europeos; 19 % de los españoles). Al contrario, no dudan en calificar la forma de conducir de los demás de irresponsable (45 % de los europeos; 43 % de los españoles), peligrosa (28 % de los europeos; 22 % de los españoles), estresada (38 % de los europeos y de los españoles) y agresiva (29 % de los europeos; 26 % de los españoles).

Sin embargo, el nivel de conductas incívicas registradas en las carreteras europeas plantea interrogantes sobre lo autocomplacientes que son los conductores con sus propios comportamientos:

  • 55 % de los conductores europeos reconocen que a veces insultan a otros conductores / 58 % de los conductores españoles.
  • 51 % tocan el claxon de forma intempestiva a los conductores que les irritan / España ocupa el primer puesto de la clasificación, ya que el 66 % de los conductores tienen esta actitud incívica.
  • 33 % se pegan deliberadamente al vehículo de los conductores que les irritan / ídem entre los conductores españoles (+3).
  • 34 % adelantan por la derecha en la autopista / 44 % de los españoles.
  • 20 % se bajan del vehículo para discutir con otro conductor / ídem entre los españoles.

Esas conductas incívicas generan un clima de gran tensión en la carretera, en el que 84 % de los conductores europeos (y hasta 89 % de los españoles) confiesan que alguna vez han sentido miedo ante el comportamiento agresivo de otro conductor, aunque solo el 3 % se definen como agresivos cuando conducen (ídem entre los españoles).

Somnolencia y distracciones: prácticas peligrosas, especialmente durante los trayectos largos y con mucho tráfico

  • Escasa conciencia del riesgo de somnolencia y comportamientos inadecuados para prevenirlo

El 20 % de los europeos ponen la somnolencia en primera posición entre las principales causas de los accidentes mortales en autopistas (11 % en España; -4 puntos con respecto a 2019). 13 % en Europa (+ 3 puntos; 13 % en España) han sufrido o han estado a punto de sufrir un accidente por adormecerse al volante. De hecho, 27 % de ellos declaran haber tenido alguna vez la impresión de haberse dormido durante unos segundos al volante (23 % de los españoles; +2) y 18 % han invadido alguna vez la zona de frenado de emergencia o el arcén de la carretera debido a un momento de distracción o adormecimiento (23 % de los conductores españoles; una subida de 5 puntos con respecto a 2019).

Pero, contradictoriamente, 28 % de los conductores europeos consideran que es posible seguir conduciendo estando cansado (26 % de los conductores españoles). Una observación en descenso respecto al año pasado pero que sigue siendo muy preocupante: 39 % de los conductores europeos (31 % de los conductores españoles; -4 puntos en Europa y -5 puntos en España en comparación con 2019) aseguran que conducen igual de bien o incluso mejor cuando están cansados.

Esta contradicción entre consciencia y subestimación del riesgo tiene como consecuencia conductas de riesgo que siguen siendo demasiado importantes, sobre todo en los trayectos largos2. Así:

  • 82 % de los conductores europeos se acuestan más tarde o se levantan más temprano antes de un trayecto largo / 81 % de los conductores españoles (- 6 puntos en comparación con 2019).
  • 77 % termina los preparativos tarde la noche antes de salir de viaje / 75 % de los españoles (-5).
  • 67 % salen de noche cuando 42 % de los europeos dicen que les estresan los trayectos largos nocturnos / 66 % de los españoles salen de noche (+2), cuando 49 % dicen que les estresan los trayectos largos nocturnos.

Estas prácticas son todavía más peligrosas teniendo en cuenta que no se siguen las recomendaciones sobre la frecuencia con la que hay que parar a descansar (cada 2 horas): los europeos conducen de media 3 horas y 6 minutos antes de parar (los españoles paran de media al cabo de 2 horas y 36 minutos).Globalmente, esa duración baja en Europa (-13 min.), algo que también sucede en España (-14 minutos con respecto a 2019).

Hay algunas buenas prácticas que merece la pena incentivar:

  • 85 % de los conductores europeos programan su horario de salida en función de las horas en las que están menos cansados / los españoles ocupan el primer escalón del podio con 93 % de los conductores (+3).
  • 77 % retrasan el momento de la salida cuando están cansados / 81 % de los españoles (-2).
  • 71 % cambian de conductor durante el trayecto / 75 % de los españoles (+3).
  • 59 % paran durante el trayecto para echarse una siesta, lo más eficaz para prevenir el riesgo de dormirse al volante / 57 % de los españoles (+2).
  • Unos conductores muy desconectados de la carretera

Los conductores son muy conscientes de los peligros de despistarse: 53 % de los europeos (y 53 % de los españoles) lo consideran una de las principales causas de los accidentes mortales en carretera en general. De hecho, en Europa 11 % han sufrido o han estado a punto de sufrir alguna vez un accidente por utilizar el teléfono mientras conducían (ídem entre los españoles).

Sin embargo, no logran deshacerse de esos comportamientos tan peligrosos que tienen que ver con las distracciones:

  • 50 % de los conductores europeos llaman por teléfono mientras conducen utilizando un sistema de conversación Bluetooth con manos libres (45 % de los españoles), algo tan peligroso para la atención como los demás medios de conversación telefónica.
  • 44 % configuran el GPS mientras conducen (29 % de los conductores españoles).
  • 23 % envían o leen SMS o correos electrónicos mientras conducen (14 % de los españoles).
  • 19 % informan a los demás conductores de un suceso a través de una aplicación mientras conducen (15 % de los españoles).
  • 25 % hablan por teléfono mientras conducen sin dispositivo de manos libres (17 % de los españoles).
  • 6 % incluso ven películas o vídeos en un smartphone o tableta mientras conducen (5 % de los españoles).
  • Una serie de conductas de riesgo que, unidas al estrés de los trayectos largos, puede generar más ansiedad y accidentes

Casi 60 % de los conductores europeos dicen que les estresan los trayectos largos con mucho tráfico (69 % de los españoles) mientras que solo al 18 % les estresan los trayectos entre el domicilio y el lugar de trabajo (22 % de los españoles). Ese estado se suma a una serie de infracciones o conductas de riesgo deliberadas, incompatibles con una conducción sosegada y segura. Así:

  • 88 % de los conductores europeos superan en unos kilómetros/hora los límites de velocidad / 83 % de los conductores españoles (-1).
  • 78 % de los conductores europeos admiten que a veces apartan la mirada de la carretera durante más de 2 segundos / 73 % de los conductores españoles.
  • 53 % se olvidan de poner el intermitente para adelantar o cambiar de dirección / 54 % de los conductores españoles (-2).
  • 9 % admiten conducir estando por encima del límite de alcohol autorizado sin notar sus efectos / 5 % de los conductores españoles (-3).
  • 8 % declaran ponerse al volante habiendo consumido medicamentos susceptibles de alterar su capacidad de atención / 8 % de los conductores españoles (-3).
  • 3 % de los conductores europeos conducen tras haber consumido cánnabis o drogas / ídem entre los conductores españoles (-1).

Seguridad de los trabajadores en las autopistas: incumplir las normas de seguridad puede tener consecuencias dramáticas

Muchas conductas peligrosas ponen en riesgo a los hombres y mujeres que trabajan en las carreteras y autopistas: patrulleros, personal de intervención en obras, bomberos, agentes de policía o guardia civil, mecánicos, etc. Así, 61 % de los conductores europeos (55 % de los españoles; -2) no respetan la distancia de seguridad, condición que sin embargo es indispensable para preservar una buena visibilidad de la carretera, y 54 % de los europeos (53 % de los españoles) se olvidan de reducir la velocidad al acercarse a una zona de obras.

Cierta lucidez sobre los factores de los accidentes que afectan a los trabajadores en la calzada, pero se subestiman los efectos de la somnolencia

Al preguntarles por las principales causas de los accidentes que afectan al personal que trabaja en la autopista, los conductores europeos ponen en primer lugar las distracciones al volante (66 %; 55 % entre los españoles), seguidas de cerca por el exceso de velocidad (63 %; en primera posición entre los españoles con un 66 %) y por el incumplimiento de la distancia de seguridad (51 %; 59 % entre los españoles).

Además, aunque son claramente conscientes del peligro que entrañan las distracciones al volante, son muy numerosos los europeos (78 %; 73 % de los españoles) que admiten que a veces pierden de vista la carretera durante más de dos segundos mientras conducen, cuando, a 130 km/h, recorren al menos 78 metros en ese intervalo de tiempo.

Cabe destacar que la falta de visibilidad de los vehículos de intervención en la vía se cita en último lugar, solo por un 10 % de los conductores europeos (12 % de los españoles); un resultado que no sorprende, ya que toda intervención va acompañada de un dispositivo de señalización muy visible de lejos (luces giratorias, flechas luminosas en el techo del furgón, etc.) … siempre que el conductor esté atento a la carretera…

Respetar la regla del corredor de seguridad es fundamental para preservar la seguridad del personal y de los usuarios que se encuentren cerca de un vehículo o de un furgón inmovilizados. Para que se aplique correctamente, requiere que los conductores eliminen todas las fuentes de distracción del habitáculo y permanezcan siempre atentos. Esa atención a la carretera y a su entorno es indispensable para detectar con suficiente antelación los dispositivos de señalización de los vehículos de intervención, visibles de lejos, y tener tiempo para adaptar la conducción y apartarse al acercarse”.

Bernadette Moreau, delegada general de la Fundación VINCI Autoroutes

ALGUNOS SENCILLOS CONSEJOS PARA REDUCIR LOS RIESGOS DE SOMNOLENCIA Y DISTRACCIÓN AL VOLANTE:

  • Dormir toda la noche la víspera de la salida.
  • Evitar salir de noche (entre las 22:00 y las 6:00 horas).
  • Hacer pausas periódicamente a lo largo de todo el trayecto, como mínimo cada dos horas.
  • Parar en un área en cuanto aparezcan los primeros signos de fatiga y echarse una breve siesta.
  • No dudar en cambiar de conductor cada cierto tiempo.
  • No utilizar ningún tipo de elemento de distracción mientras se conduce: hablar por teléfono, SMS, GPS, vídeos, aplicaciones móviles.
  • Mantener la distancia de seguridad.
  • Reducir la velocidad al acercarse a una zona de obras o a un accidente.
  • Anticipar sus adelantamientos y respetar el corredor de seguridad al acercarse a un vehículo parado.

¿Está prohibido fumar en el coche?

Están a punto de finalizar las vacaciones y son muchas las infracciones que se cometen al volante. Conducir sin camisetas o con chanclas, beber algún refresco o fumar…. aunque no hay una ley concreta que prohíba algunas de estas situaciones, sí que existen artículos del Reglamento General de Circulación que aluden a ello.

Pero la pregunta es: ¿está prohibido fumar? Lo cierto es que no, dentro del Reglamento General de Circulación no existe ninguna ley que prohíba fumar mientras se conduce un vehículo. Aunque debes tener en cuenta que si los agentes consideran que el hecho de estar fumando está generando una distracción que pueda poner en riesgo la seguridad vial, el conductor podrá ser sancionado.

Puesto que el Reglamento General de Circulación si recoge que «el conductor de un vehículo está obligado a mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente en la conducción para garantizar su propia seguridad, la del resto de los ocupantes del vehículo y la de los demás usuarios de la vía».

Riesgos de conducir fumando
Según la DGT, el 60% de los accidentes y el 30% de las víctimas mortales se producen por distracciones y fumar es una de ellas. Encender un cigarrillo lleva cuatro segundos, lo que implica que, circulando a 100 km/h, se recorren 113 metros sin la atención plena en la carretera.

Aunque también existen otros factores que pueden provocar un potencial accidente por ir fumando al volantes como es:

  • Conducir con una sola mano.
  • La caída de cenizas procedentes del cigarrillo.
  • La quemada que puede producirse en el tapiz o el mismo conductor mientras conduce.

Por lo tanto, os aconsejamos fumar una vez que el vehículo ha sido estacionado y evitar cualquier tipo de distracción que pueda provocar un accidente.

Posibles multas
Aunque fumar conduciendo no está prohibido, como se ha mencionado antes, si que puede conllevar una multa si el agente considera que el conductor no cuenta con la libertad necesaria de movimiento o que puede poner en riesgo la seguridad vial. Si esto ocurre, la distracción se considera una falta leve y por tanto estaría sancionada con una multa de 100 euros.

Lo que sí conlleva detracción de puntos es tirar colillas por la ventanilla, algo que está sancionado con 200 euros y la pérdida de cuatro puntos del permiso, debido al riesgo de ocasionar un incendio.

¿Cuántos países tienen prohibido fumar al volante?
Sudáfrica, Australia o Chipre son algunos de los ejemplos de prohibición de fumar al volante. También lo está en Grecia, Francia, Reino Unido e Irlanda. En los dos últimos casos la condición para no fumar es que haya niños. Fuera de Europa, aparte de los dos países mencionados, encontramos una regulación similar en algunos estados de Estados Unidos y regiones de Canadá.

Recuerda, evitar cualquier distracción al volante puede evitar muchos accidentes. Si todavía no tienes tu permiso de conducir, ven a nuestras autoescuelas situadas en Villar del Arzobispo y en Llíria y aprende con los mejores.